El precio de ser celíaco

El precio de ser celíaco

Tweet about this on TwitterShare on Google+Share on Facebook

 

El 27 de Mayo es el Día Nacional de la Enfermedad Celíaca y por ello hemos querido dedicar un artículo a todas aquellas personas que la sufren y que supone un obstáculo en su vida y concretamente en su alimentación.

 

La celiaquía es un problema relacionado con el sistema inmunológico en forma de intolerancia que hace que se produzca una inflamación del intestino delgado cuando se consume gluten, una proteína que se encuentra en el trigo: la cebada, el centeno, la espelta, el triticale y la avena.

 

Al producirse esta inflamación de las vellosidades del intestino es más difícil absorber los nutrientes de los alimentos que ingerimos y nuestra dieta también se ve afectada aumentando el riesgo de malnutrición. Por eso, no quitar el gluten de nuestra dieta en caso de sufrir esta enfermedad puede dar lugar a consecuencias graves como: osteoporosis por falta de calcio, anemia por falta de hierro, enferemedades autoinmunes asociadas como diabetes o tiroides y cánceres intestinales y extraintestinales.

 

Actualmente, la Federación de Asociaciones de Celiacos de España (FACE) estima que cerca de medio millón de personas (1 de cada 100) han sido diagnosticadas de celiaquía y se ha visto también que es una enfermedad que afecta mucho más a mujeres, ya que se encuentra en una relación 2:1 en comparación con la afectación a los hombres.

 
 

CAUSAS

 

La enfermedad celíaca es hereditaria, pero no siempre existen antecedentes familiares y se puede desarrollar a cualquier edad. Cuando los celíacos ingieren alimentos con gluten, éste actúa sobre nuestro intestino limándolo como si fuera una lija. Por eso, comerlo en alguna ocasión puede que no tenga consecuencias importantes, pero si lo consumimos de una forma más habitual acaba suponiendo un grave problema.

 
 

DIAGNÓSTICO

 

Para confirmar su diagnóstico no es suficiente con un análisis de sangre, tras haber sufrido los síntomas se debe de realizar una biopsia intestinal donde se extrae un fragmento del tejido del intestino delgado y se obserban las lesiones características de la enfermedad.

 

No se recomienda retirar el gluten de la dieta sin antes haber realizado una biopsia intestinal que confirme la enfermedad, ya que esto puede suponer un aumento del tiempo necesario para diagnosticar la enfermedad

 

Aquellas personas intolerantes al gluten han de seguir una dieta estricta sin gluten durante toda su vida, que debe estar formada básicamente por alimentos naturales como legumbres, carnes, pescados, huevos, frutas, verduras, hortalizas y cereales sin gluten (arroz y maíz). Y han de evitar en la medida de lo posible alimentos elaborados y envasados, ya que en ellos resulta más difícil garantizar su ausencia.

 

Al realizar una dieta sin gluten mejoran las lesiones de la mucosa y los síntomas pueden desaparecer durante mucho tiempo e incluso después de reintroducir el gluten en la alimentación.

 
 

SÍNTOMAS

 

Los síntomas más frecuentes son: pérdida de peso, pérdida de apetito, fatiga, náuseas, vómitos, diarrea, distensión abdominal, pérdida de masa muscular, retraso del crecimiento, alteraciones del carácter (irritabilidad, apatía, introversión, tristeza), dolores abdominales, meteorismo, anemia por déficit de hierro resistentes a tratamiento.

 

La diarrea es el síntoma que se presenta con mayor frecuencia, pero la enfermedad celíaca destaca por su amplia sintomatología y la diarrea no siempre está presente en ella.

 

También es un problema para estas personas el ir a comer fuera de casa o a alguna celebración familiar.  Aunque cada vez hay más restaurantes que tienen en cuenta a las personas con esta enfermedad, la mayoría de los restaurantes no ofrecen un servicio suficiente para celíacos.

 

Otra traba de la enfermedad celíaca es el alto precio que tienen todos los productos libres de gluten que además de inflarles el precio también le han añadido un IVA del 21%, mientras que el de los alimentos normales tienen un 10 o un 4%. Esto es una auténtica salvajada ya que las personas intolerantes al gluten necesitan del comer tanto como el resto y en los tiempos actuales resulta más complicado aún disponer de recursos económicos para poder comprar estos alimentos.

 

Según los informes realizados por la FACE se ha demostrado que la compra semanal de una familia aumenta en unos 33€, la de una mes en 132€ y la de un año en 1586€.

 

El Gobierno español ofrece unas ayudas a las personas que padecen la enfermedad de entre 340 y 618€ al año, pero como podemos ver no llegan a cubrir los gastos que esto supone.

 

Para acabar, a continuación adjuntamos el informe de la comparativa de precios de alimentos con y sin gluten. INFORME

 

Así que después de lo comentado anteriormente, vamos a concluir el artículo mandando un mensaje de apoyo a todas aquellas personas que se han encontrado con el obstáculo de la celiaquía y proponiéndoles que visiten en nuestra página web los nuevos productos que tenemos a su disposición de la marca Gerbé sin Gluten.

 
Mira el catálogo de nuestros productos sin gluten. AQUÍ
 
 

Tweet about this on TwitterShare on Google+Share on Facebook

SOBRE EL AUTOR

Jordi Gamon

Jordi GamonHola amigos, soy Jordi vuestro nutricionista que os podrá ayudar a resolver vuestras dudas y os podrá dar algunos consejos sobre alimentación y beneficios de los alimentos. Tengo 25 años y soy una persona muy vinculada al mundo de la nutrición y del deporte, dos de los aspectos que considero más importantes para poder gozar de una buena salud y una calidad de vida óptima. Recordad siempre que para llevar unos correctos hábitos alimentarios vuestra dieta debe de ser equilibrada, variada y adecuada a vuestras necesidades según vuestro ritmo de vida. Un saludo a todos y espero poder seros de gran ayuda!

AQUÍ TODOS LOS ARTÍCULOS POR Jordi Gamon